Compartir

Si alguna vez has tenido que transportar tu moto, ya sabes que el proceso es mucho más fácil de decir que de hacer. Tal vez tengas la idea de mudarse a otro país en busca de un nuevo trabajo o “pastos más verdes”. Tal vez has encontrado una buena oferta de una moto que está ubicada demasiado lejos de donde te encuentras. O tal vez deseas asistir a alguno de los rallyes de motos más conocidos, pero no tienes el tiempo suficiente para ir (y volver) en tu moto.

Independientemente del motivo por el que podamos necesitar transportar nuestra moto, una cosa está clara: lo más complicado es saber por dónde empezar.

¿Debería transportar la moto yo mismo? ¿Qué equipo especial necesitaría para hacerlo? ¿Debería contratar a un profesional para enviar mi moto? ¿Cómo elijo el servicio de envío adecuado para mi preciada carga? Hay mucho que considerar cuando queremos transportar nuestra moto.

Transportar la moto por uno mismo

A todo motorista le encanta tener el control; al fin y al cabo, es una de las razones por las que montamos en moto. Y, nuestra moto significa tanto para nosotros que, dejarla en manos de un extraño, puede resultar inquietante. Además, así podemos controlar también cuando sale y cuando llega al destino.

Sin embargo, aunque a simple vista transportar una moto por uno mismo puede parecer la forma más óptima y barata de llevarla a donde debe ir, no es tan fácil como parece.

Una de las primeras cosas que debemos considerar es el equipo involucrado: un remolque o plataforma lo suficientemente grande como para transportar la moto con seguridad, una rampa para subirla al remolque, cintas de agarre, hebillas…

Se debe disponer de todo eso y, además, escatimar en la calidad de los materiales o hacerlo de manera incorrecta podría salirnos muy caro. Eso sin contar con los gastos de la gasolina y el desgaste del vehículo.

Transportar la moto con un transportista de motos profesional

Las mayores ventajas de contratar una empresa de transporte de motos profesional son el equipamiento, la experiencia y la facilidad.

Equipo: las empresas especializadas en el envío de motos tienen un equipo diseñado a medida para satisfacer las necesidades únicas de cada moto.

Desde camiones especiales hasta todo el material y los agarres. Los transportistas profesionales de motos habrán invertido en todo el equipo necesario para llevar la carga del punto A al punto B.

Experiencia: ya sea que necesitemos protección adicional porque nuestra moto tiene una característica única que debe tenerse en cuenta durante el proceso de envío, que queramos enviar una moto especialmente grande o especialmente valiosa, las empresas de transporte de motos profesional, tendrá la experiencia necesaria para ayudarnos a navegar éstas y cualquier otra situación que se nos presente. La experiencia no solo nos ofrece tranquilidad, sino que también se traduce en un proceso eficiente y sin daños para nuestra fiel compañera.

Facilidad: con una empresa de transporte de motos profesional, no es necesario buscar una caja, obtener un seguro o ensuciarse las manos. Las compañías de envío especializadas generalmente brindan un servicio de principio a fin, recogiendo y entregando nuestra moto en la ubicación que elijamos con el tiempo mínimo que requiramos.

Debido a que las empresas de transporte de motos profesionales cuentan con un equipo especializado y experiencia, el envío moto precio de utilizar estos servicios, puede resultar un poco más alto que hacerlo por uno mismo. Y, aunque es cierto que, de esta forma, renunciamos al control del proceso de envío, al final, contar con profesionales de alta calidad para el transporte de nuestra moto nos ahorrará tiempo y molestias, dándonos tranquilidad.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here